Caso Esper: la esposa del imputado Suárez declaró y se contradijo

suarez

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ayer se cumplió una nueva audiencia de debate en el juicio por el homicidio del profesor universitario Diego Esper y le tocó declarar a Ramona Deolinda Rasjido, esposa del principal imputado, Rodolfo Benjamín Suárez.

Todo el tiempo Ramona defendió a su marido, sin embargo, incurrió en varias contradicciones. Contó que había estado con su esposo en esta capital desde el jueves 9 hasta el jueves 16 de septiembre de 2012 – cabe recordar que a Esper lo mataron la noche del 10 -.Habían venido porque ella debía someterse a un tratamiento por un cáncer de tiroides.
La profesora de Catamarca fue consultada por la comunicación vía celular que Suárez tuvo con la víctima, que hoy se constituye en la principal prueba en su contra. Al respecto, la señora sostuvo que le había entregado el celular a su esposo el viernes 10, mientras que en la etapa de instrucción señaló que se lo había dado el jueves.
Acerca de los celulares con los que apareció Suárez en Santa María, ella sostiene que fueron comprados por su pareja. Sin embargo, el camionero al ser indagado en la etapa de instrucción, aseguró haberlos encontrado. Ante la pregunta de un vocal, Ramona no pudo dar respuesta a esa contradicción.
Más tarde los magistrados le consultaron acerca de los «elementos sexuales» que Suárez tenía en su poder y dijo que eran regalos de cuando se habían casado. «Mi esposo siempre fue muy bueno, muy atento conmigo», sentenció.

Fuente de información: El Tribuno