Los residentes de geriátricos podrán recibir visitas para las fiestas de fin de año

Durarán 30 minutos para garantizar los protocolos de bioseguridad. Buscan promover la salud emocional y participar en actividades estimulantes y recreativas para las personas mayores.

“Junto con Desarrollo Social y la Central Operativa de Control y Seguimiento hemos propuesto un plan de emergencia para continuar implementando medidas de protección en la residencia y realizar ciertas modificaciones para incrementar la conexión emocional entre nuestros adultos mayores y sus vínculos afectivos». Dijo Carlos Engel

En la reunión, el funcionario explicó: “Para que la residencia implemente el protocolo de visitas, se debe demostrar que no tiene casos confirmados o sospechosos de COVID-19 entre residentes y trabajadores en los últimos 14 días”.

Engel dijo que en el caso de que aparezcan nuevos casos sospechosos o confirmados de coronavirus, se suspenderán las visitas hasta culminar el brote activo.

Sobre las visitas

Deben ser acordadas, debidamente anticipadas y aceptadas por el director, responsable o coordinador de cada residencia.

·El familiar responsable se debe anunciar en la recepción, brindando sus datos personales y el del adulto mayor que visita.

·Al momento del ingreso, el familiar o responsable afectivo deberá firmar una declaración jurada, manifestando que no es contacto estrecho de un paciente con COVID-19, y que no presenta síntomas de esta enfermedad.

·Al ingresar, la persona puede utilizar una bandeja sanitizante para la desinfección del calzado. Además, se debe higienizar las manos con agua y jabón o alcohol en gel.

·Será obligatorio el uso del barbijo o tapaboca y antiparras tanto para el visitante como para el residente.  

·El número de visitas al día no deberá superar el 25% de la totalidad de los residentes, con el objetivo de disminuir el tránsito de personas externas a la residencia y evitar el conglomerado.

·El equipo interdisciplinario les informará a los familiares la importancia de respetar las normas de bioseguridad y el protocolo estipulado.

·La duración de la visita está estipulada en 30 minutos.

·El residente deberá estar de acuerdo con la visita, siempre que pueda manifestarlo.

·Queda estrictamente prohibida la circulación del visitante dentro de los espacios comunes de la institución.

·Las visitas se realizarán en un espacio adaptado para tal fin, preferentemente al aire libre, en el cual solo estarán el residente y sus familiares. Solo en el caso de los residentes postrados con imposibilidad de movilización, se permitirá el ingreso a una habitación.

·No está permitido el ingreso con alimentos, líquidos o bebidas, mate, como así también cualquier otro elemento que no sea indispensable.